El deporte adaptado……terceros de España……., por Ana Mengíbar

La Convención de Naciones Unidas sobre la discapacidad establece la obligación de incluir a las personas con discapacidad, en igualdad de condiciones que las demás, en las actividades deportivas; promover su ademi 3º en algeciras ana mengibar 2015participación, asegurar que tengan la oportunidad de realizar deporte con actividades específicas,  ofreciendo instrucción, formación y recursos… Obliga también a ofrecer y asegurar el acceso a las instalaciones deportivas.

Nada de esto se cumple en este…, ¿paraíso?… La apuesta por el deporte adaptado es prácticamente inexistente. Se cuentan, con los dedos de una mano, las Instituciones que apuestan y apoyan el deporte adaptado.

¿Qué dirían si les cuento que nadadores de la talla de Michelle Alonso tienen “en vilo” su preparación para los próximos juegos paralímpicos, porque no tienen piscina en la que entrenar?… ¿Qué dirían si les cuento que alumnos con discapacidad se encuentran con profesores de “educación física” que les dicen: “tú con un trabajo apruebas, no hace falta que participes en las actividades”?

No es de recibo que Michelle tenga que desplazarse al sur de la Isla porque en Santa Cruz cerrarán la piscina municipal… Necesita una piscina larga para prepararse…, es una deportista de élite que debería ser atendida en su Ciudad… Ella y tantos otros deportistas… Porque, amigos, la triste realidad es que la falta de apoyo llega al extremo de que, en muchas instalaciones tienen vetado, incluso, el derecho a ser espectadores.

Tampoco es de recibo que se le diga a un alumno que haga un trabajo y con eso aprueba… Si a un niño le falta un pie y sólo puede dar dos saltos, que los dé… Que dé dos saltos…, y que sea atendido por verdaderos docentes y por un sistema educativo realmente inclusivo… Realmente inclusivo, como debería ser también el deporte, que no lo es.

Y ahí están, cosechando éxitos y, gracias a Dios en algunos casos, no siendo conscientes de este “desafortunado trato” al que se les somete… Tal es el caso del equipo de Fútbol Sala del Ademi Tenerife. Un grupo de chicos con discapacidad intelectual que han quedado terceros de España en un reciente campeonato nacional. Chicos que casi no consiguen equipación, que afrontaron un gasto importante para desplazarse… Pero que regresaron felices con su triunfo. ¿A dónde llegarían si tuvieran apoyo?

Mi enhorabuena a ese grupo de jóvenes, a su entrenador y a su club… Siguen demostrando que en la discapacidad hay mucha…, muchísima capacidad.

A veces imagino que vivimos en “otro lugar donde la discapacidad pertenece a la ciudadanía de primera”… En esos otros lugares, clubes como el Ademi tienen instalaciones propias o cedidas, apoyo económico-financiero y compromiso institucional. Administraciones inteligentes que no confunden gasto con inversión y que saben que lo invertido en la práctica de deporte adaptado es un ahorro en gasto sanitario.

Feliz semana!! Y lo dicho: enhorabuena al equipo de fútbol sala del Ademi Tenerife por ese tercer puesto nacional.

Ana Mengíbar

Debemos construir un mundo para todos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.