Nuevas camas hospitalarias públicas para rebajar la presión asistencvial

Nuevas camas hospitalarias públicas para rebajar la presión asistencvial

Ángel Víctor Torres: “Con 342 nuevas camas hospitalarias en un mismo año tendremos el mayor incremento de la última década”

El presidente de Canarias visita el nuevo edificio del Hospital de La Candelaria con 88 nuevas camas que rebajarán la presión asistencial 

Torres recuerda que a los nuevos espacios que se están habilitando en Tenerife, Gran Canaria y Lanzarote para la covid-19 y enfermedades emergentes, se suma la contratación de 1.700 personas en verano para avanzar en las intervenciones quirúrgicas y las consultas

El presidente de Canarias, Ángel Víctor Torres, y el consejero de Sanidad, Blas Trujillo, visitaron esta mañana la recientemente terminada obra del edificio anexo al Hospital Universitario Nuestra Señora de Candelaria, en Tenerife, construido para atender la demanda asistencial generada por la Covid-19 y recuperar la asistencia sanitaria afectada por la pandemia con un total de 88 nuevas camas públicas.

Durante la visita, estuvieron acompañados por el director del Servicio Canario de la Salud (SCS), Conrado Domínguez, y la gerente del Hospital, Natacha Sujanani, además de otros miembros del equipo directivo del centro hospitalario. La obra contó con una inversión de 14 millones de euros, en los que se incluyen 1,5 millones de euros correspondientes a la dotación del equipamiento técnico básico.

En declaraciones a los medios, el presidente remarcó que, con esta visita, culmina las realizadas en los últimos días a los edificios anexos a hospitales en Gran Canaria y Lanzarote “que permitirán aliviarlos y complementarlos tras casi 50 millones de inversión”. Torres se mostró “especialmente contento” con este paso y subrayó que, gracias a este esfuerzo y estas nuevas dependencias, “se ofertarán en Canarias más camas hospitalarias en este 2022 que en los últimos 12 años”.

Ángel Víctor Torres: “Con 342 nuevas camas hospitalarias en un mismo año tendremos el mayor incremento de la última década”

El jefe del Ejecutivo destacó que, a la vuelta de este verano, este edificio de La Candelaria ya contará con pacientes, lo que supondrá un salto cuantitativo y cualitativo en la atención sanitaria, especialmente del Covid. Torres indicó que, si bien la pandemia ha originado “mucho daño, miedo, angustia y fallecidos en todo el mundo, ha evidenciado también las fortalezas de los que hemos apostado por la sanidad pública, y ha abierto oportunidades para mejorar las infraestructuras, que es lo que hemos hecho en las Islas”.

En este sentido, el presidente considera muy relevante que, “en sólo 8 meses, ahora exista un edificio anexo al hospital de La Candelaria donde antes había un solar. Ahora tenemos estas cuatro plantas modernas, luminosas y preparadas. No hay precedentes así en Canarias, por lo que felicito a la empresa constructora como hice con las que crearon los edificios en Lanzarote y Gran Canaria”. Además, recordó que el Hospital Universitario de La Laguna contará también con dos nuevas plantas.

Torres cree que la sociedad canaria “debe estar orgullosa del trabajo de sus sanitarios”. A su juicio, lo que se necesita es responder con infraestructuras adecuadas. “Esta oportunidad se podría haber aprovechado o dejarla pasar; nosotros la hemos querido aprovechar desde lo público invirtiendo en sanidad y reforzando las plantillas en verano, meses en los que suele bajar las operaciones y consultas, para mantener el ritmo de actividad y el Plan Aborda con el fin de reducir las listas de espera con 1.700 sanitarios”, señaló.

Este nuevo edificio de La Candelaria, que cuenta con 4.840 metros cuadrados distribuidos en cuatro plantas, va a dotar al Área de Salud de Tenerife de 88 nuevas camas, 74 para hospitalizaciones de más de 24 horas de carácter polivalente, aunque preferentemente preparadas para la atención de pacientes COVID y otras patologías similares, y otras 14 camas más para la atención de pacientes con estancias de menos de 24 horas preferentemente preparadas, desde la perspectiva de sus instalaciones, para la atención de pacientes afectos por covid-19 y otras enfermedades infectocontagiosas. Dispone también de un área de consultas que permitirá la atención ambulatoria especializada de al menos 11 facultativos de manera simultánea.

Además del espacio destinado a Hospitalización, consultas y despachos, el centro tendrá áreas de Admisión, de formación y de trabajo médico y de Enfermería, así como almacenes, servicios de hostelería y de mantenimiento. En el diseño del edificio se ha tenido en cuenta la posibilidad de sectorizar el espacio en diferentes áreas hospitalarias según las características de los pacientes que han de ser atendidos en cada momento.

A partir de ahora, y una vez finalizada las obras se está procediendo a la comprobación y puesta a punto del funcionamiento de sus instalaciones de suministro de agua, de agua caliente, calderas, red eléctrica, red de telecomunicaciones, climatizadores, controles de presión, detección y extinción de incendios y grupo electrógeno, así como su integración con las otras instalaciones del Hospital Universitario Ntra. Sra. de la Candelaria; así como la tramitación de toda la documentación necesaria para su puesta en servicio.

Edificios para enfermedades emergentes

Este proyecto incluye, además del edificio anexo al Hospital de La Candelaria, otras tres infraestructuras hospitalarias en las Áreas de Salud de Tenerife, Gran Canaria y Lanzarote.

Por otro lado, las obras que se llevan a cabo en las plantas 3, 4 y 5 del edificio “D” del HUC afectan a una superficie total de 1.900 metros cuadrados y supondrán una dotación de 46 camas más para este centro hospitalario, actuación que tiene una inversión de 3,1 millones de euros.

“El objetivo es que cuando culminen todas las obras de los cuatro edificios se sumarán 342 camas hospitalarias en un mismo año, lo que supone el mayor incremento en camas públicas de la última década. Estas infraestructuras servirán para el reforzamiento de la atención hospitalaria lo que contribuirá a la recuperación de la actividad asistencial que se ha perdido durante la pandemia”, explicó el presidente de Canarias, Ángel Víctor Torres.

Estos cuatro proyectos supondrán, en conjunto, la creación de 15.800 nuevos metros cuadrados de superficie asistencial, que se dotarán del equipamiento y los medios técnicos necesarios para entrar en funcionamiento al término de las obras, lo que requerirá una inversión pública de 47,3 millones de euros.

El consejero de Sanidad, Blas Trujillo, explicó que “estas nuevas infraestructuras permitirán recuperar la actividad sanitaria ordinaria que se está viendo afectada por la pandemia y simultanearla con la atención a la infección por covid-19, así como mejorar la respuesta ante futuros brotes epidémicos y reforzar la capacidad asistencial en cada una de estas islas”.

Los hospitales públicos del SCS y, en particular, los de las Áreas de Salud de Gran Canaria, Lanzarote y Tenerife, han ocupado una gran parte de sus camas, desde el inicio de la pandemia, con pacientes COVID, por lo que estas nuevas infraestructuras aliviarán la carga asistencial que está provocada por el SARS-CoV-2, al tiempo que permite normalizar la actividad de los hospitales universitarios.

Más información en https://www.revistaintegracion.es/gobierno-canarias/

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.